Audición Crítica. 3 Producciones Musicales Legendarias. Por: Javier Martínez Maya

Actualizado: 14 de abr de 2018

En uno de los capítulos de mi libro La Música y el Arte de la Grabación, escrito en 1999, destacaba la importancia de conocer las más importantes grabaciones de la historia como parte de un entrenamiento auditivo previo a cualquier actividad en el estudio.


En mis clases de Mezcla, los estudiantes deben realizar una lista de referencia de sus temas preferidos, como su “banda sonora” histórica, y posteriormente exponer ante sus compañeros las razones de su preferencia por esas canciones. Este ejercicio obliga a los estudiantes a cuestionarse mas allá del gusto musical, cual es la razón sonora (volumen, panorama, efectos de sonido, etc,) por la cual prefieren un tema musical sobre otro.


Una de las maneras más sencillas y prácticas para tratar de lograr un buen sonido es escuchar y analizar detenidamente buenas grabaciones, intuyendo los paneos, pre-mezclas, tipos de reverberación, monto de compresión, etc. Este primer ejercicio es lo que en audio y producción musical se denomina comúnmente audición crítica.


Aunque es obvio que muchas de las mejores producciones de la historia fueron hechas en estudios de grabación formidables, la tecnología digital de hoy nos permite igualar y mejorar de cierta manera algunas técnicas usadas hace 35 años o más, aunque no olvidemos que el factor humano (músicos, ingeniero y productor) es la mitad del resultado de una buena grabación. Leyendo lo que sigue, el lector se dará cuenta que estas grabaciones son el resultado de innumerables experimentos que hoy en día son procedimientos normales en la industria de la música. A continuación haré un resumen de las 3 mejores grabaciones de todos los tiempos y sus aportes, según votación de www.eqmag.com y otras revistas especializadas, como ejercicio preliminar de audición crítica:


Sgt. Pepper‘s Lonely Hearts Club Band (1967) The Beatles


Una verdadera pieza maestra de la grabación, sin duda la mejor de la historia.


Muchos ingenieros de hoy todavía se preguntan como hicieron Geoff Emerick y George Martin para lograr este sonido con sólo 4 canales análogos. Pruebe hacer hoy en día lo mismo en 32 canales digitales con todos los recursos de su estudio y se llevará una sorpresa. Para los Beatles, el estudio de grabación fue usado como un instrumento más mientras George Martin supervisaba todos los procedimientos.


Muchos efectos de sonido y recursos de grabación que usamos hoy en día fueron inventados en esta colosal producción. La sincronización, el mellotrón, el delay, el rev cymbal, las pre-mezclas y los overdubing, entre otros, fueron los recursos técnicos que resultaron de más de seis meses de trabajo continuo en los estudios Abbey Road de Londres.

Dark Side of the Moon (1973) Pink Floyd


Dark Side of The Moon fue grabada por Alan Parson en los estudios Abbey Road de Londres en una máquina de 16 canales en dos pulgadas. Parson actuó en este proyecto de principio a fin, siendo una de sus primeras grabaciones completas.


Esta grabación presenta, entre muchas, dos innovaciones interesantes. La primera: Los efectos de la máquina monedera de Money se grabó a 1/4 de nota de velocidad, y luego tuvo que ser editada al ritmo original de la canción, que es 7/4. La segunda y más sorprendente: si usted tiene una grabadora digital, como un ADAT o una Tascam D88, encontrará que puede hacer delay o retardo entre canales con sólo oprimir un botón. Pues en Dark Side of the Moon se hizo lo mismo, pero con varias grabadoras funcionando al tiempo y en varios estudios. Uno no se puede imaginar varios estudios alineados simultáneamente para lograr delays, reverberaciones y plates para una mezcla. Puede escuchar el resultado final en Us and Them.


Nigthfly (1982) Donald Fagen

Grabado cuando la tecnología digital multicanal todavía estaba en pañales, el álbum Nigthfly de Donald Fagen es considerado por muchos ingenieros y productores como la producción de mejor sonido de todos los tiempos. En efecto, en muchas escuelas de ingeniería de sonido, Nigthfly es el favorito para evaluar los equipos de audio en general. Grabado en una máquina digital 3M de 32 canales y mezclado en una 3M digital de 4 canales, Nigthfly fue producido por Gary Katz, grabado por Elliot Scheiner y mezclado por Roger Nichols.


Nigthfly fue mezclado y ensamblado en dos máquinas 3M de cuatro canales. Es además la primera grabación en la cual se usó un drum machine: Wendel II de Roger Nicholls (incluso anterior al Linn Drum); Wendell II fue también la primera grabadora en disco duro. Tenga en cuenta que la tecnología MIDI aún no existía.


Es muy importante, en estos tiempos donde la producción musical se encuentra al alcance de la mano por cuenta de la tecnología de bolsillo, que el estudiante de audio, producción o cualquier rama afín a la industria, haga un ejercicio retrospectivo y conozca cuál fue el camino previamente recorrido por aquellos pioneros y cuál fue su aporte histórico.


Javier Martínez Maya

Berklee College of Music

Liverpool Institute for Performing Arts

Director Arte Nova Music Lab

© 2018 by ARTE NOVA MUSIC LAB. Tr. 17 A Bis No. 36-21.  Bogotá - Colombia.

Email: artenovamusiclab@gmail.com.

Tel: 571-6907580 | WhatsApp: 310.7871740 - 300.2065360